1. Mario, el vecino - Encuentro final


    Fecha: 01/11/2018, Categorías: Anal, Gays, Masturbación, Autor: saskatchewan, Fuente: xHamster

    Llegó el domingo y me levante más temprano que de costumbre con una excitación increíble. Me costaba creer que todo mi estado era debido a lo sucedido el día anterior con Mario, pero me sentía como adolescente en celo. Me dispuse a leer el diario que encontré debajo de puerta mientras imaginaba una y mil cosas que suponía que sucederían antes de traer la biblioteca a casa.Mis hijos se levantaron temprano ya que a las 8.00 partieron rumbo a lo de un amigo, que juntos con otros irían a comer un asado a una casa-quinta de las afueras. Cuando mi esposa se levantó a eso de las 8.30, preparé el desayuno para ambos y ella me dice que quedó para las 9.00 con Roxana para ir al Shopping. Entonces se produce el siguiente diálogo.- “¿Piensan abrir el Shopping?”- “Queremos aprovechar para comprar durante la mañana que hay poca gente y después quedarnos a almorzar en el patio de comidas.”- “¿Y a qué hora piensan volver?”- “No sé. Seguro que a media tarde y espero que ya para ese momento hayas traído a casa la biblioteca junto con Mario.”- “No te preocupes, ayer arreglé todo para traerla antes del mediodía.”A las 9.00 mi esposa saca el auto del garaje y observo que Roxana ya estaba en la vereda de enfrente esperándola y Mario asomado en su puerta con un short y una musculosa, me saluda y me hace una seña como para que cruce cuando ellas se vayan. Roxana sube al auto, se saluda con mi esposa, nos tiran un beso a ambos y parten rumbo al shopping.Con Mario nos quedamos mirando como parte el ... automóvil, cada uno desde el umbral de la puerta de cada casa y luego de cruzar miradas le digo.- “Dame 5 minutos y ya cruzo.”- “Ok.”Entro a casa y decido cambiarme de ropa. Me saco el jean y el bóxer que tenía puesto, y me visto solo con un short y una remera. Coloco un par de preservativos en el bolsillo, tomo las llaves de la puerta de calle y salgo. Me di cuenta que Mario me espiaba desde la ventana del living escondido detrás de la cortina. Cierro con llave y cruzo la calle. A propósito, para que me vea, me sobo la verga por encima del pantalón para que se note mi semierección.Entro a su casa y yo creía que comenzaríamos a franelearnos para terminar cogiendo, pero él tenía otro planes. Me dice con voz y pose de marica.- “Rápido. Te ayudo a cruzar con la biblioteca y luego volvemos, nos tomamos unas cervezas y tenemos el resto de la mañana para nosotros.”- “Dale. Empecemos lo más pronto posible.”Cruzar el mueble no nos demoró más de 10 minutos. Cierro con llave mi casa y volvemos a la de Mario. No bien entramos me dice.- “En la heladera están las cervezas. Toma una y espérame en el sofá que me doy una ducha rápida para sacarme la transpiración. Ya vuelvo.”Era justo lo que necesitaba oír para darme cuenta de hasta donde estaba de excitado. Mario se iba a dar una ducha, y solo el hecho de imaginármelo desnudo bajo el agua, todo enjabonado y con su pija semierecta, hacía que la mía estuviera a punto de explotar, tenía las pelotas que me dolían de la calentura que tenía.- “Si ...
«1234»