1. Mi sobrino cristiano y virgen


    Fecha: 10/02/2019, Categorías: Incesto, Autor: drajulia, Fuente: RelatosEróticos

    Mi hijo había ido a pasar un tiempo con su padre y yo me había quedado sola en casa. La verdad con el embarazo, estaba excitada todo el tiempo. Me masturbaba constantemente y no podía disminuir la calentura que prácticamente me agobiaba todo el día. Aun no se me notaba el embarazo pero note que mi busto ya había empezado a crecer. Los sostenes me quedaban muy ajustados y uno se rompió. Fui a comprar algunos al centro comercial un par de tallas más grandes. Unos días después recibí una llamada de mi hermana. Hace mucho que no le veía porque se había mudado a otro estado. Estaba divorciada como yo y vivía solamente con su hijo. Después del divorcio se volvió hipercristiana. No decía groserías, no bebía, no fumaba y no salía con nadie. Platicamos por horas y me comento que su hijo mi sobrino Miguel iba a entrar a la universidad que está en mi estado, pero no tenía dinero para pagarle un departamento de estudiante así que; yo me ofrecí para darle asilo en mi casa. Ella me lo agradeció mucho y me dijo que Miguelito que no lo veía desde que tenía 12 años iba a venir a quedarse a mi casa. Pasaron un par de días y finalmente llego el día. Alguien tocaba el timbre de la puerta, fui a abrir y descubrí un chico muy alto en la entrada de mi casa. No puede ser que tú seas mi Miguelito pero si estás bien grandote mi amor –dije-. Si soy yo tía te extrañe mucho –dijo mientras me abrazaba fuerte contra su pecho que parecía estar hecho de acero-. Mis senos se estrujaron cuando lo hizo y ...
    yo me sentí indefensa en sus brazos. Me dio un beso en mi mejilla casi rosando mis labios y metió sus maletas a la casa. Nos sentamos a la mesa del comedor para ponernos al día. -¿Cuéntame mi amor que tal te fue en la prepa? -Muy bien tía, saque muy buenas notas y jugando futbol americano conseguí una beca en la facultad de aquí. -A qué bueno mi amor. Se ve que te ejercitas mucho. -Bueno si por mi posición debo estar muy fuerte. -¿Oye y no dejaste a una novia allá? -No tía, aún no he tenido novia. -¿Por qué amor si tú eres guapísimo? -Bueno creo que porque soy muy tímido. -¿Y no te gustaba nadie donde vivías? -Me gustaba una chica de la iglesia a dónde íbamos mi mama y yo pero nunca tuve la confianza para decírselo. -Yo puedo darte unos consejos acerca de eso pero eso será después ahora debemos desempacar todo esto y que tu tomes un buen baño para que te relajes. -Claro tía como digas. Su cuerpo me había puesto muy excitada era mucho más grande que mi hijo sus brazos eran enormes y su espalda igual. Llevaba unos jeans ajustados que le resaltaban unos glúteos muy redonditos y parados anuqué, no pude ver bien su paquete pero se veía por encima que no estaba mal. El entro al cuarto de visitas que le prepare y comenzó a desempacar su maleta. Estuvo en su habitación unos minutos y luego me dijo que iba a entrar a bañarse. Yo no podía desaprovechar esa oportunidad así que deje antes de que se metiera mi celular grabando video en un estante en el baño escondido por completo. Duro ...
«1234»