1. la erotica sumision de lizet


    Fecha: 03/10/2018, Categorías: BDSM, Fetichismo, Lesbianas, Autor: justvicious, Fuente: xHamster

    Hola soy Lizet, mi pasión por las nalgadas se hizo fuerte cuando me vine a estudiar a Concepción (Chile) y tenía que buscar pensión, pues soy de Angol.Con mis 17 años no me atrevía a arrendar algo muy independiente, pues soy un poco regalona (mimada).Buscando en los avisos clasificados apareció uno muy interesante en un sector céntrico: "Comparto departamento con señorita". Confieso que casi me excité se solo pensar que podía ser una mujer mayor (bueno...hombre no podria ser), quizás se hacia fuerte en mi una ilusión lésbica, (soy heterocuriosa).Nerviosa e ilusionada a la vez me presenté en el lugar y apareció Verónica; una mujer de pelo crespo castaño oscuro, ojos del mismo color (muy penetrantes), estatura de unos 1.65 como yo, piel clara, no tanto como yo y de 40 años (me lo dijo).- "soy Lizet"- le dije y creo que le agradé de inmediato- "hola soy Verónica, pasa y conozcamonos. Me dijo, entre otras cosa, que ella es separda sin hijos, no imponía presiones, pero aseguraba ser muy estricta en varias cosas. Yo le demostré mi lado sumiso de inmediato y mi mente y corazón, aunque con un inmensosusto también, ya consideraban a Verónica como una posible fantasía sexual. Vero acostumbraba a usar pantalones y faldas en forma muy variada, es ejecutiva, lo que le hacia notar un par de piernas muy bonitas Me instalé en su apartamento muy pronto, pues el precio lo acomodó (sería para no perderme de vista). Me gustó la que fue mi habitación y todo lo demás. La Vero de dijo que tratara ... de llegar a las 11:00 p.m. a más tardar, y yo le decía entre risas:-"lo que ordene Verito", aunque quería que la tutease. Al correr de los días yo notaba que le caia muy bien, pero quise poner a prueba su femenino instinto. Una noche que la sentí llegar como a las 00:00 hice que nos viéramos pícaramente. Como estábamos en Marzo y todavía hacia calor, yo dormía con pura polera (playera) y desnuda de la cintura para abajo ( a poto pelao, como decimos acá), es algo que me encanta y así muchas noches tengo sueños húmedos. Entonces, sentí que Verónica iba por el pasillo a su pieza, al lado del baño, yo intencionalmente, fui a este así, vestida nada más que con mi polera blanca hasta la cintura. Prendí la luz y le presenté mi vello púbico rubio y dije, fingiendo timidez:- "aaay.. Verito.. perdona...voy al baño!!"- "Ooohh.. Lizet.." dijo sonriente mientras le dí la espalda en dirección al baño mostrándole mi gordo, blanco y bien formado culito. Salí a los dos minutos y ella todavía estaba ahí, pasé despacito:- "buenas noches Verito"- "mmmm buenas noches guachita( niñita) fresca"- decia, al tiempo que me dio una sonora y coqueta palmada en mis nalgas desnudas.- "bonito poto"- agregó- "aaayy"- le dije sonriendo y me fuí a acostar con gran calentura, por la nalgada y por mostrarle mis encantos, tanto que me tuve que masturbar para conciliar el sueño. A los dos días quise provocar algo mucho más ardiente y lo conseguí. Intencionalmente me demoré en llegar de la universidad, eran como las ...
«123»