1. En el metro..


    Fecha: 11/10/2018, Categorías: Primera Vez, Autor: Cermega, Fuente: xHamster

    Esto pasó una vez que viajaba por el metro de mi ciudad, iba camino del despacho cuando en el vagón en el que iba yo, vi una chica de grandes tetas que se notaban muy buenas a pesar de la blusa que llevaba, tendría unos 18 años, iba agarrada de un tubo para no caerse. Yo me acerque poniendo mi mano a la altura de sus senos, pero sin poder tocarla, un asiento se desocupo y al ir a sentarse rozo mi mano con sus tetas, podía sentir sus sabrosas carnes, me puse de frente a ella y no le quitaba la vista de encima, me miraba pero no decía nada, de pronto me preguntó la hora, yo no la escuche bien y le dije no se qué cosa, ella se rió y me dijo que me había preguntado la hora, al decirme esto me dio un ligero golpe en el estomago como si me conociera de mucho tiempo. Esto me animó a bromear con ella, no sé que me pasó que de repente le tomé la mano y la empecé acariciar, me dejo hacer eso sin decir nada, le acerque la mano a mi pene que ya comenzaba a crecer, pero como iba mucha gente en el vagón me contuve, me acerque y la besé en la boca, introduciendo mi lengua en su boca. Entonces le dije que se parara, yo me senté en su lugar y después le dije que se sentara sobre mí, así lo hizo, acomodando su culo en mi polla, esto me calentó mucho, volví a besarla pero esta vez metí mi mano bajo su blusa, no me importó que nos vieran o lo que dijeran, creo que a muchos les agradó el show, ya dentro de su blusa sentí que no tenía sujetador, entonces tome sus tetas y las apreté sintiendo que ... a ella le gustaba mucho eso. Nos seguíamos besando cuando noté las miradas de mucha gente ( la mayoría hombres), me sentí algo incómodo y le dije que saliéramos en la próxima estación, así lo hicimos, como es común que las parejas que esperan el tren se estén fajando, seguimos con el juego de lenguas y caricias, ella estaba contra la pared, yo le agarraba sus nalgas al tiempo que le enseñaba a mover la lengua pues no sabía hacerlo muy bien que digamos. En eso se acerca un policía y para que no nos arrestaran nos soltamos y abordamos de nuevo el tren, ya dentro del vagón me pegué a ella sintiendo como mi pene se retorcía de placer al sentir su caliente vagina aunque fuese por encima de la falda, como ya la quería ensartar, nos salimos de nuevo en la siguiente estación. Nos escondimos entre la puerta y pared de un cuarto de la estación, le comencé a subir la falda, ella me dijo que no, que nos podían ver, desde donde estábamos era difícil eso, pero me asome para ver si no venía alguien, le dije que no y esta vez si me dejó subirle su larga falda, una vez más pude contemplar que no usaba ropa interior pues vi su raja algo peluda, estaba muy húmeda, le metí un dedo en su interior y comencé un mete y saca, ella cerró los ojos y me decía que despacio, que no la fuese a lastimar, seguía deseando su coñito, me produce mucho placer hacer eso. Entonces saque mi polla que ya me dolía de tenerla dentro del pantalón y le dije que la agarrara, me la apretó y comenzó a hacerme una paja que ...
«12»